Lo Nuevo

Corea del Norte Usa Bitcoin para Evadir Bloqueos

Bitcoin, ha servido como medio de escape para Corea del Norte, país aislado económicamente a raíz de las sanciones impuestas por las Naciones Unidas y por Estados Unidos.

Nikkein Asian Review, una página de noticias sobre política y economía en Asia, ha publicado un reporte en el que explica que Corea del Norte ha realizado ciberataques para evadir las sanciones económicas, basado en el informe de un panel de expertos en el Consejo de Seguridad de la ONU.

En el informe del panel de las Naciones Unidas se menciona que Pyongyang, capital de Corea del Norte, ha reunido alrededor de $670 millones de dólares en monedas extranjeras a través de ciberataques y han utilizado la tecnología Blockchain para cubrir el rastro del robo.

En este reporte, el panel recomienda que los Estados del mundo que están organizados para boquear a Corea del Norte, “Mejoren su capacidad para facilitar el intercambio robusto de información sobre los ataques cibernéticos de la República Popular Democrática de Corea con otros gobiernos y con sus propias instituciones financieras”, para detectar y prevenir intentos de evasión de sanciones.

Corea del Norte Bloqueada

Este país asiático ha realizado pruebas nucleares y ha sido acusado de tener armas de destrucción masiva. Por estas razones, las Naciones Unidas han implementado una serie de sanciones hacia este país, con el objetivo inicial de incitar a Pyongyang a dejar de hacer ensayos nucleares y a que elimine los misiles balísticos que posee.

Estas sanciones se han emitido desde el 2006 hasta el 2017 y consisten en la prohibición de importación y exportación de materiales como: textiles, petróleo, metales, maquinaria y equipos electrónicos, entre otros recursos. Con esto se priva al país de recibir ingresos e insumos suficientes para la elaboración de armas de alto riesgo para la humanidad.

Ciberataques

En Mayo del 2017, salió a la luz un virus de Ramsonware llamado WannaCry, también conocido como WannaCrypt0r 2.0 dirigido a Windows de Microsoft. Este virus que se inserta en las computadoras a través de un sistema de Phishing, consiste en confiscar los datos de la víctima y encriptarlos, de manera que el usuario no pueda acceder a su propia información. Para recuperar sus datos, la víctima tendrá que pagar un rescate a través de Bitcoin al Hacker.

Este ataque afectó a más de 230 mil computadoras en 150 países y a empresas como Telefónica, Iberdrola, el Servicio de Salud Británico, Fedex, LATAM aerolíneas, entre otras.

Varias instituciones de seguridad, como el Equipo de Respuesta ante Emergencias Informáticas de Estados Unidos, La Agencia de Seguridad de Estados Unidos y el servicio de Inteligencia Británico entre otras empresas de seguridad, han acusado a Hackers Norcoreanos como los integrantes de este grupo dedicado a los ciber ataques que piden rescate en forma de Bitcoin. Se sospecha del grupo de Hackers surgido en 2009 llamado Lazarus (o bien, Dark Seúl) de ser el responsable de este ataque y de estar basado en Corea del Norte.

Sin embargo, las carteras receptoras de los fondos obtenidos a raíz de las agresiones permanecen todavía con los fondos guardados. Elliptic, la empresa de monitoreo de pagos con Bitcoin, reporta que las Bitcoin Wallets que recibieron el dinero en Bitcoin originado a partir de los hacks, no han retirado fondos. Parece que los poseedores de los fondos les ha parecido demasiado riesgoso hacer cualquier movimiento, pues esto podría dar pistas para la identificación de los culpables.

“Los investigadores de Elliptic, una empresa británica que monitorea pagos en Bitcoin, dicen que no vieron retiros de dinero en las carteras en las que se recibieron los pagos, pese a que muchas víctimas ingresaron la cantidad que pedían.” Comenta BBC.

Incluso en el reporte de las Naciones Unidas citado por Nikkei, se afirma que detrás de estos hacks está el gobierno de Corea del Norte, que es este régimen quien ha impulsado los ciberataques como un medio para evadir las pesadas sanciones que aíslan al país y le prohíben relacionarse comercialmente con otros países.

"[Las criptomonedas] proveen a la gente de La república Democrática de Corea con más maneras para evadir sanciones, dado que son más difíciles de rastrear, pueden ser lavadas varias veces y son independientes de las regulaciones del gobierno” Se dijo en el Panel de las Naciones Unidas.

Bitcoin, al ser una moneda libre de regulaciones, descentralizada e internacional, resulta un buen medio de intercambio para realizar movimientos fuera de la mirada de las instituciones oficiales. Resulta imposible determinar con certidumbre si es el gobierno de Corea del Norte el autor de los delitos, sin embargo, es un hecho que los ciudadanos del país han desarrollado maneras poco éticas de obtener monedas alternativas que les permitan conectar con la economía global y realizar movimientos protegidos de la vista de las instituciones internacionales.